lunes, mayo 20, 2024
Google search engine
InicioCulturaCineSorkin, el don de la palabra

Sorkin, el don de la palabra

Algunas opiniones sobre los guiones de Aaron Sorkin:

La gente no habla así en la realidad, no es creíble, se nota que son diálogos muy pensados y preparados, que no surgen espontáneamente. No puedo seguir los diálogos, van muy rápido. ¿Cómo pueden ser todos los personajes tan inteligentes y tan profundos…?

Mi opinión sobre las opiniones:

Para escuchar vulgarismos, patadas al diccionario, errores en los verbos, redundancias, personas que no encuentran las palabras y tiran de latiguillos insoportables, para eso no es para lo que espero cada nueva entrega de Sorkin. Me basta con salir a la calle, poner casi cualquier tertulia de televisión o radio convencionales, seguir un debate político o entrar en  redes sociales.

De él se espera la excelencia, porque es a lo que nos tiene acostumbrados. El universo creado por este genio de las palabras nos envuelve y nos extrae temporalmente de la realidad y de su vulgaridad, de la estupidez generalizada, de la rutina. El precio que pagamos por sus creaciones es el mismo que se paga por productos de marketing de moda, repetitivos y con guiones plagados de onomatopeyas, donde la tecnología audiovisual de efectos especiales es el reclamo principal.

Sus primeros trabajos como guionista, en algunas películas de gran éxito, no son muy conocidos por el gran público. Detrás del magnifico guion de Algunos hombres buenos despuntaba su genio en ciernes. Quién no recuerda la mítica escena del general (Jack Nicholson) forzado por la retórica del abogado (Tom Cruise) a reconocer que ordenó el famoso “Código Rojo”. Pocas veces han estado ambos mejor en otras películas.

El guion es lo más parecido a un coche de Fórmula 1. Te da igual tener a Marlon Brando o a Jack Lemmon: si lo que dicen es intrascendente y vacío la película naufraga. Al revés, con unos diálogos brillantes, hasta actores limitados pueden realizar trabajos meritorios y el resultado final siempre será, al menos, aceptable.

Si ensamblas a los mejores pilotos con el mejor coche, entonces te encuentras con The West Wing (El ala oeste de la Casa Blanca). La maravillosa serie basada en las andanzas de un ficticio Presidente de los EEUU y su equipo.

Una gozada absoluta en las cuatro temporadas que Sorkin se encargó de escribir y que le auparon al reconocimiento generalizado, además de obtener todos los premios posibles. En una época en la que era más habitual aunar calidad y galardón en los certámenes de cine o televisión.

Con anterioridad, se habían emitido dos temporadas de la serie Sports Night, que no se estrenó en España pero que ya tiene su sello inconfundible y que recomiendo fervientemente.

The West Wing nos regaló cientos de momentos memorables, pero tengo una escena favorita. Y en el top 3 de todas las series que he visto.

Temporada 2, Episodio 22, Dos catedrales: Brothers in arms de Dire Straits sonando de fondo y acompañando al Presidente Bartlet rumbo a la rueda de prensa donde anunciará si se presenta a la reelección. Lluvia torrencial, truenos y relámpagos, Knopfler haciendo llorar a su guitarra como el cielo. Y el colofón de la mano de Leo con una frase que ha pasado a la historia de la televisión: «Watch this…».

Aunque no alcanzó el nivel de éxito de su predecesora, The Newsroom, la siguiente aventura de nuestro amigo, me gustó especialmente. Sobre todo su primera temporada.

Esta vez, su bisturí verbal disecciona los entresijos de un programa de noticias de televisión por cable. En mi opinión, se notan algunas concesiones patrióticas derivadas del momento en que se realizó y se pone demasiado el foco en relaciones personales; pero sigue siendo puro Sorkin y en muchos momentos deja sin habla. El arranque del piloto por ejemplo, donde la respuesta de Will McAvoy a una pizpireta estudiante en la Universidad seguro que atragantó a Trump la cena. Jeff Daniels realiza el mejor trabajo de su carrera, como Martin Sheen en El Ala Oeste de la Casa Blanca, y en ambas el resto del elenco está sembrado.

Los guiones de Sorkin son vertiginosos, brillantes e inteligentes; demandan un esfuerzo por nuestra parte muy superior a la media de la oferta. Material sin cortar, no adecuado para todo el mundo, pero que proporciona un nivel de satisfacción enorme si lo consumimos en las dosis adecuadas. No apto para telemaratones si queremos sacarle todo el partido.

Alternando sus trabajos para la televisión, es el responsable de los guiones de magníficas producciones para la gran pantalla: Moneyball, La Red Social, La guerra de Charlie Wilson o Steve Jobs le han elevado a la cúspide entre los escritores de Hollywood oscarizando su casa y su cuenta corriente.

Pero es que ahora también le ha dado por dirigir sus creaciones. Molly’s Game y El Juicio de los Siete de Chicago nos han confirmado que tras la cámara su genio se adapta y sigue manteniendo el nivel de excelencia.

Se pueden revisitar sus series y siempre encontramos detalles nuevos que sorprenden. Es lo que tienen los genios, que nos regalan talento actual, pero también imperecedero y que el tiempo se encarga de transformar en clásico.

Esperemos que todavía falten muchas entregas por disfrutar.

RELATED ARTICLES

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -
Google search engine

Most Popular

Recent Comments

Perikorro en Con contundencia
Alberto Patiño Varela en Los antimadridistas
Xavi Verger en Vinicius saca el cañón
Perikorro en Vivos con Fati-ga
Perikorro en La del Pirata bueno
Diego en Los sufridores
Diego en Viva el rey
Juan De Dios Luna Cijanes en La posesión y los tulipanes
Perikorro en Minority Report
Dr en Las viudas
Diego en Las viudas
Perikorro en Las viudas
Perikorro en Gaspartismo Reloaded
Diego en Viva la Vuelta
Dr en Viva Irlanda
Diego en Viva Irlanda
Diego en Decíamos ayer
Diego en Paz y amor
Dr en Paz y amor
Diego en Paz y amor
Diego en Vuela Supermán
Diego en Vuela Supermán
Diego en El trampolín
Perikorro en Salvar a Barrabás
Coral en Truman
Jose Avellaneda Perez en Los ídolos
María en Calles vacías
Amiguel en El pendejo de turno
Silvia Nebreda en Palabras y lágrimas
Manitu69 en This is Atleti
Alejandro Rincón Rubio en ¿Es Jovic un mediapunta?
Diego A. en Elogio de la locura
Juan De Dios Luna Cijanes en Efectividad máxima
Alfrez en Oda al populismo
Alfrez en Oda al populismo
Diego en Oda al populismo
Manitu69 en Oda al populismo
Fiodor Dostoievski en ¿Suerte o talento?
EUGENIO JORDAN en El cisne blanco
Frank Terraces en Historia del segundo Atleti
Hassandudeim en Historia del segundo Atleti
Perikorro en Aquí un Zidanista
Hassansudeim en Fichar a Descartes
Frank Terraces en Fichar a Descartes
Michael en Nacho y la tristeza
Irene García en Entre cero y nada
Roberto Gómez González en Entre cero y nada
Hassansudeim en Primeras impresiones
Rafael Sánchez Sánchez en Correa, Oblak y feliz año nuevo
Juanma Jiménez en Sólo fútbol
Jules en Sólo fútbol
Che en Trigo limpio
Gracias Faubert en Trigo limpio
Hassansudeim en Trigo limpio
Xabier en Trigo limpio
Juan carlos en Trigo limpio
Óscar Laguna en Ansiedad
Juan De Dios Luna Cijanes en El mundo se derrumba y nosotros nos enamoramos
Joan Del Valle en El tamaño importa (y mucho)
Jose Carlos Torrenova Lozano en Mucho más importante que todo eso
Pascual Vicente Martínez Gimeno en Dos años A La Contra
Yessy arreola en El encanto de los Nicas
Julie Bello Abaunza en El encanto de los Nicas
Vicente Martin-Pozuelo Cantos en Good Bye, Lenin!
yerry en Don Cenizo
IGWT en Relatividad
Manitu69 en Hacerse viejo
Tony en Don Cenizo
Juan De Dios Luna Cijanes en Grandes éxitos de ayer y hoy
Esuardo en Don Cenizo
Juan De Dios Luna Cijanes en Victoria sin identidad
Frank Terraces en Bendita normalidad
Francisco en Victoria sin identidad
Julián Martín Fernández en Rodrygo hace viejo a Vinicius
J. J. Creamer en Los héroes de Bowie
Joselito en Éxito sin cimientos
Juan de Dios Luna Cijanes en Ansufatización
Juan De Dios Luna Cijanes en El ciclismo se ablanda
Frank Terraces en Desapego
Juan De Dios Luna Cijanes en Movistar no se rinde
Juan de Dios Luna Cijanes en Queremos tanto a Roglic
Frank Terraces en Hace dos meses
Juan De Dios Luna Cijanes en Nada por aquí, Neymar por allá
Juan De Dios Luna Cijanes en Hoy me he acordado de Lucho Herrera
Juan De Dios Luna Cijanes en Un colombiano en la luna
Juan De Dios Luna Cijanes en El Tour se achica ante Bernal
Juan de Dios Luna Cijanes en Bernal rompe el cielo
Juan De Dios Luna Cijanes en Bernal quiere el Tour
Eberhard Torres Calderón en Cuarenta años de La vida de Brian
Juan De Dios Luna Cijanes en Pinot quiere el Tour y Mikel Landa no se rinde
Frank Terraces en El Atlético más merengue
Juan De Dios Luna Cijanes en La suerte dispara contra Landa
Diego en El fugitivo
Diego en Sopor de France
Juan De Dios Luna Cijanes en El Talento Desperdiciado I: George Best
Juan De Dios Luna Cijanes en Friedenreich: Pelé antes de Pelé
Frank Terraces en La Feria de la Carne
Frank Terraces en El altar de Pérgamo
Juan De Dios Luna Cijanes en Ni cinco de bola
José Antonio Gutiérrez en No cambies tus sueños, cambia el mundo
Antonio Lopez Lobeto en Los doce trabajos de Hércules
Francisco Pedrajas Raya en Ramos-Florentino: Pimpinela en el Madrid
Antonio Lopez Lobeto en Mi pájaro es mejor que el tuyo
Stockton en Bon voyage
Juan De Dios Luna Cijanes en El problema del Barça es el relato
Perikorro en Tantas mareas, marean
Perikorro en No me gusta el cricket
Carmelo en La venda ya cayó
Antonio Jesús Zarza Moreno en ¿Marino o submarino?
Lorenzo Dominguez Sanchez en Gracias, Florentino
Joaquín en Camino a Vitoria
Robert Lee en El que se va, ya no es
victor martín marron en Quiten de ahí a esa loca
Martín Vallejo platero en El borde de la piscina
Diego en Gracias, Johan
jose antonio medrano en Gracias, Johan
Jorge Florido en Gracias, Johan
Javier en Gracias, Johan
Esteban en Gracias, Johan
Fran en Gracias, Johan
5contraelcalvo en Esperando a Zidane
Perikorro en Esperando a Zidane
Elaine Cristina en Casillas, el homenaje pendiente
Tomás Luis de Victoria en No, lo ponemos todo al centro
Tomás Luís de Victoria en Casillas, el homenaje pendiente
Lucas en Benzema FC
Carlos Antonio Suárez fornelino en Jugarse «nada»
Antonio Lopez Lobeto en Siete equipos para tres descensos
Víctor Raúl Valladares en El Real Madrid se queda solo
IÑAKI ASENSIO CALATAYUD en Ter Stegen, el portero de la T-10
José Ramón García en Ilusión en el nuevo White Hart Lane
JOSE ANTONIO FERNANDEZ PLAZA en Héctor del Mar, tal como éramos
Lucas en Oh, capitán
José Luis Heras en Usted tiene el faro roto
Juan J Rodriguez en Usted tiene el faro roto
Jairo Castillo en El Madrid de la triste figura
Rod en Au revoir
Cristian Galván en Motociclismo e hipocresía
Hassansudeim en La trampa perfecta
Juan De Dios Luna Cijanes en La trampa perfecta
Antonio Lopez Lobeto en Cuestión de fe
Martín Vallejo platero en Marcó Isco, ganó Zidane
Eliseo en Vuelve Zidane
Juan De Dios Luna Cijanes en La esperanza
Juan de Dios Luna Cijanes en La muerte del emperador
Maria Jose en Tropismo
María Jesús en Tropismo
Antonio Lopez Lobeto en El amor no siempre gana
SanEmeterio For Atle en Bienvenidos al espectáculo de minstrel
Elaine Cristina en El empate perfecto
Sergio Alberruche en Bienvenidos al mágico mundo de Oz
Sergio Alberruche en Bienvenidos al mágico mundo de Oz
Sergio Alberruche en La revancha perpetua
Antonio Lopez Lobeto en Al límite de la filosofía
Juan de Dios Luna Cijanes en La ley del mínimo esfuerzo
Antonio Lopez Lobeto en Milagro Kvitova
Carlos Leo Castellanos en Cristiano ya no va de farol
Marcos Da Silva en El tamaño importa (y mucho)
Antonio Lopez Lobeto en Promesas que todavía lo son
Gustavo Del río manzano en Quince años sin el mejor: Chava Jiménez
ROSA MARIA cuesta guerrero en A propósito de Laura
Irene García en Vidrio roto
AA - Rod en Vidrio roto
Juan Luna Cijanes en Solari y la teoría del melón
Antonio Lopez Lobeto en El valor de las palabras
Raúl Ávila en El traje de toda la vida
Miguel Morán en Godín es El Cid Campeador
Ricardo Moreno Castillo en La adolescencia duele
Aminie Filippi en La adolescencia duele
Miguel Angel Hidalgo Mena en Historia de un superviviente
Alfrez en Por los cojones
Paulino en Por los cojones
ROSA MARIA cuesta guerrero en La adolescencia duele
Luis Miguel en Y el presidente, ¿qué?
Oscar Redondo Callado en Tour 2019: Un espanto de recorrido
Santiago Peraza en A LA CONTRA, primer aniversario
Teddy Sagarrasantos@hotmail.com en Bienvenidos al mágico mundo de Oz
emil