sábado, julio 13, 2024
Google search engine
InicioFútbolEl cruyffismo vive en Inglaterra

El cruyffismo vive en Inglaterra

Las ideas de Johan Cruyff cambiaron el mundo del fútbol para siempre. El 14 holandés escribió su nombre en los libros de historia no tanto por el qué de sus equipos, sino por el cómo. Desde su salida del banquillo del Camp Nou a mediados de los noventa, son muchos los entrenadores que han tomado como referencia la libreta de apuntes de la estrella de la Naranja Mecánica y el director de orquesta del Dream Team.

Pep Guardiola, Maurizio Sarri y Marcelo Bielsa son tres de los principales rostros que encontrarías al buscar la definición de la palabra “cruyffismo” en un diccionario gráfico. Un canterano del Barça, hijo deportivo del holandés; un napolitano que trabajaba de banquero mientras entrenaba a equipos amateur de La Toscana, y un argentino al que apodan el “Loco” cuando, a juzgar por su forma de entender la vida, pasaría por el tipo más normal del mundo en casi cualquier otro ámbito fuera del futbolístico.

Tres perfiles tan distintos, y tan idénticos, que el destino ha querido juntar en Inglaterra. La historia reciente nos dice que es en las Islas Británicas donde encontramos la antítesis más radical al juego de posesión, control y rigor táctico pregonado por Cruyff. El mismo Guardiola reconoció que, en su primer año en el City, aprendió la verdadera importancia que tenían en la Premier las segundas jugadas.

De los tres, el técnico catalán es el más asentado en la competición doméstica. Es tal la adaptación que su Manchester City de la pasada temporada dominó de forma tiránica la Premier League hasta el punto de levantarla con 100 puntos y tan sólo dos derrotas. El ex de Barça y Bayern de Múnich ya se ha encargado de avanzarnos que “se le hace imposible pensar en repetir esas cifras” pero que sí que se puede mantener un pico de forma y “jugar a un nivel tan bueno” como el de hace unos meses.

En el último curso, la media de posesión de los vigentes campeones fue de más de un 65%. Sólo en Liga, el Manchester City fue la plantilla más goleadora con 106 goles a favor y la menos goleada con 27 tantos en contra. Unas cifras espectaculares logradas gracias a unos automatismos de equipo vertebrados sobre las figuras de Silva y De Bruyne, fundamentales para hacer fluir el juego citizen. El primer año de Guardiola en Inglaterra no fue el más exitoso a nivel de victorias inmediatas pero, sin los fallos de esa experiencia, hubiera sido imposible de ver la versión que estamos viendo de los sky blues en la actualidad.

Maurizio Sarri, que en múltiples ocasiones ha dicho que su colega de Manchester “es el mejor entrenador del mundo”, ha aterrizado en Stamford Bridge con la misión de demolerlo todo y crear un nuevo Chelsea. En lo único en lo que coinciden el que se fue, Conte, y el que ha venido, Sarri, es en la nacionalidad. El napolitano entrenará por primera vez en su carrera fuera de Italia, en un club que tiene que mutar todos sus aspectos con el tiempo a contrarreloj. César Azpilicueta, uno de los capitanes blues, ya ha dicho que a la plantilla “le va a costar un poco asimilar los nuevos conceptos”.

El principal de todos pasa por el regreso a la línea de cuatro defensas, en detrimento del sistema de tres centrales y dos carrileros que empleaba Conte. El 4-3-3 es el once tipo con el que Sarri triunfó en su Nápoles natal, un equipo de autor construido a través de la pelota, que presionaba muy alto y atacaba creando triángulos con sus hombres de arriba. Para trasladar esta propuesta desde el sur de Italia a la capital de Inglaterra, el napolitano contará con una petición expresa: Jorginho. El italo-brasileño está llamado a organizar el nuevo centro del campo londinense y participar en la creación del juego desde el origen de la jugada.

La final de la Community Shield entre el Chelsea y el Manchester City, que se acabaría llevando la Copa, nos permitió asistir a un ejercicio casi entre profesor y alumno. A un lado, un equipo definido y, al otro, un aspirante a convertirse en algo, con sus matices, muy similar. Este encuentro entre dos conjuntos ingleses en el estadio más mítico de Inglaterra fue, en cuanto a estilo, un choque a contracorriente en el que, seguro, más de un aficionado veterano se llevó las manos a la cabeza preguntándose si el espectáculo que estaba viendo en directo era el mismo deporte que había estado siguiendo las últimas décadas.

El último de los entrenadores cruyffistas en las islas, no menos importante, es una de las figuras más carismáticas de la historia del fútbol reciente. Por encima de todas sus largas ruedas de prensa con la cabeza agachada que terminan arrasando en las redes sociales, Marcelo Bielsa es un técnico con una filosofía claramente dominante, de movilidad constante y presión intensa. Los equipos del argentino juegan con un alma especial, la que les inculca un hombre de la calle que es consciente de lo afortunados que son aquellos que se dedican a esto del fútbol.

Si para Sarri el mejor entrenador del mundo es Guardiola, el catalán lo tiene claro: «Mi admiración por Marcelo Bielsa es enorme, mejora mucho a los jugadores. No conozco a ningún jugador que haya estado con Bielsa que no me hable bien de él. Me ha dado muchos consejos. Para mí es el mejor del planeta». Hubo una personalidad que se atrevió a decir que la Chile de Bielsa «desbancó a la Naranja Mecánica como el equipo más atractivo de la Copa del Mundo», unas palabras que resultarían impensables de no ser porque las pronunció el mismísimo Johan Cruyff.

El ex seleccionador chileno está viviendo su primera experiencia en Inglaterra, dirigiendo al histórico Leeds United, un club que milita en la segunda división pero que cuenta con un aura de grandeza a su alrededor que es de superior categoría. En el banquillo de Ellan Road podrá entrenar a dos españoles, el trotamundos Pablo Hernández y el talentoso Samu Saiz, un mediapunta que despuntó en el Huesca y que está llamado a hacer grandes cosas bajo la batuta del argentino. En el primer encuentro de Bielsa en la Championship, su Leeds derrotó en casa al Stoke City, uno de los principales favoritos al ascenso, por 3 goles a 1.

Que tres técnicos de este perfil estén dirigiendo en Inglaterra nos deja claro que hay algo que se está moviendo en las Islas Británicas. El Bayern de Múnich de Pep Guardiola contribuyó a romper el mito de fútbol tosco y abrupto que sobrevolaba sobre Alemania, mientras que el Nápoles de Sarri demostró que había vida en el Calcio más allá del catenaccio. Guardiola, Sarri y Bielsa compartirán país y lucha contra el paradigma del fútbol inglés.

RELATED ARTICLES

6 COMENTARIOS

  1. Artículo lleno de tópicos y endiosando la figura de Guardiola, que parece que acaba de inventar el fútbol en Alemani, Inglaterra …
    Por cierto el redactor no sé qué edad tendrá, pero ni idea de lo que ha sido el fútbol inglés, alemán e italiano.

  2. […] “Por un lado hay una búsqueda del éxito y por el otro una conexión con el aficionado para que se sienta identificado con el juego y que vibre con su equipo. Para transmitir emociones necesitas realizar situaciones del juego que el público disfrute. Si con ello consigues ganar, bien hecho está”. La reflexión es de Unai Emery y va más allá del estilo de juego, al incluir en la ecuación al aficionado y la manera de emocionar, o lo que es lo mismo, de con-vencer a este. Y sin embargo, la fórmula que han encontrado en Sevilla, concretamente en el Sánchez Pizjuán para convencer a sus aficionados, no ha sido repoblar el centro del campo a base de centrocampistas. Machín ha entregado la brújula en exclusividad a Banega y le ha despojado de escuderos. Adiós doble pivote, hola doble delantero. Desde que Ben Yedder forma pareja con André Silva, la defensa de cinco made in Machín se ha asentado por fin en el Pizjuán y los aficionados han pasado en tres semanas de pedir la cabeza del presidente a disfrutar con un equipo que golea (18 goles en 8 partidos) y que además gana. “El fútbol no son matemáticas”, que diría Cruyff. […]

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Advertisment -
Google search engine

Most Popular

Recent Comments

Perikorro en Con contundencia
Alberto Patiño Varela en Los antimadridistas
Xavi Verger en Vinicius saca el cañón
Perikorro en Vivos con Fati-ga
Diego en Los sufridores
Diego en Viva el rey
Juan De Dios Luna Cijanes en La posesión y los tulipanes
Perikorro en Minority Report
Dr en Las viudas
Diego en Las viudas
Perikorro en Las viudas
Perikorro en Gaspartismo Reloaded
Diego en Viva la Vuelta
Dr en Viva Irlanda
Diego en Viva Irlanda
Diego en Decíamos ayer
Diego en Paz y amor
Dr en Paz y amor
Diego en Paz y amor
Diego en Vuela Supermán
Diego en Vuela Supermán
Diego en El trampolín
Perikorro en Salvar a Barrabás
Coral en Truman
Jose Avellaneda Perez en Los ídolos
María en Calles vacías
Amiguel en El pendejo de turno
Silvia Nebreda en Palabras y lágrimas
Manitu69 en This is Atleti
Alejandro Rincón Rubio en ¿Es Jovic un mediapunta?
Diego A. en Elogio de la locura
Juan De Dios Luna Cijanes en Efectividad máxima
Alfrez en Oda al populismo
Alfrez en Oda al populismo
Diego en Oda al populismo
Manitu69 en Oda al populismo
Fiodor Dostoievski en ¿Suerte o talento?
EUGENIO JORDAN en El cisne blanco
Frank Terraces en Historia del segundo Atleti
Hassandudeim en Historia del segundo Atleti
Perikorro en Aquí un Zidanista
Hassansudeim en Fichar a Descartes
Frank Terraces en Fichar a Descartes
Michael en Nacho y la tristeza
Irene García en Entre cero y nada
Roberto Gómez González en Entre cero y nada
Hassansudeim en Primeras impresiones
Rafael Sánchez Sánchez en Correa, Oblak y feliz año nuevo
Juanma Jiménez en Sólo fútbol
Jules en Sólo fútbol
Che en Trigo limpio
Gracias Faubert en Trigo limpio
Hassansudeim en Trigo limpio
Xabier en Trigo limpio
Juan carlos en Trigo limpio
Óscar Laguna en Ansiedad
Juan De Dios Luna Cijanes en El mundo se derrumba y nosotros nos enamoramos
Joan Del Valle en El tamaño importa (y mucho)
Jose Carlos Torrenova Lozano en Mucho más importante que todo eso
Pascual Vicente Martínez Gimeno en Dos años A La Contra
Vicente Martin-Pozuelo Cantos en Good Bye, Lenin!
yerry en Don Cenizo
IGWT en Relatividad
Manitu69 en Hacerse viejo
Tony en Don Cenizo
Juan De Dios Luna Cijanes en Grandes éxitos de ayer y hoy
Esuardo en Don Cenizo
Juan De Dios Luna Cijanes en Victoria sin identidad
Frank Terraces en Bendita normalidad
Francisco en Victoria sin identidad
Julián Martín Fernández en Rodrygo hace viejo a Vinicius
J. J. Creamer en Los héroes de Bowie
Joselito en Éxito sin cimientos
Juan de Dios Luna Cijanes en Ansufatización
Juan De Dios Luna Cijanes en El ciclismo se ablanda
Frank Terraces en Desapego
Juan De Dios Luna Cijanes en Movistar no se rinde
Juan de Dios Luna Cijanes en Queremos tanto a Roglic
Frank Terraces en Hace dos meses
Juan De Dios Luna Cijanes en Nada por aquí, Neymar por allá
Juan De Dios Luna Cijanes en Hoy me he acordado de Lucho Herrera
Juan De Dios Luna Cijanes en Un colombiano en la luna
Juan De Dios Luna Cijanes en El Tour se achica ante Bernal
Juan de Dios Luna Cijanes en Bernal rompe el cielo
Juan De Dios Luna Cijanes en Bernal quiere el Tour
Eberhard Torres Calderón en Cuarenta años de La vida de Brian
Juan De Dios Luna Cijanes en Pinot quiere el Tour y Mikel Landa no se rinde
Frank Terraces en El Atlético más merengue
Juan De Dios Luna Cijanes en La suerte dispara contra Landa
Diego en El fugitivo
Diego en Sopor de France
Juan De Dios Luna Cijanes en El Talento Desperdiciado I: George Best
Juan De Dios Luna Cijanes en Friedenreich: Pelé antes de Pelé
Frank Terraces en La Feria de la Carne
Frank Terraces en El altar de Pérgamo
Juan De Dios Luna Cijanes en Ni cinco de bola
José Antonio Gutiérrez en No cambies tus sueños, cambia el mundo
Antonio Lopez Lobeto en Los doce trabajos de Hércules
Francisco Pedrajas Raya en Ramos-Florentino: Pimpinela en el Madrid
Antonio Lopez Lobeto en Mi pájaro es mejor que el tuyo
Stockton en Bon voyage
Juan De Dios Luna Cijanes en El problema del Barça es el relato
Perikorro en Tantas mareas, marean
Perikorro en No me gusta el cricket
Carmelo en La venda ya cayó
Antonio Jesús Zarza Moreno en ¿Marino o submarino?
Lorenzo Dominguez Sanchez en Gracias, Florentino
Joaquín en Camino a Vitoria
Robert Lee en El que se va, ya no es
victor martín marron en Quiten de ahí a esa loca
Martín Vallejo platero en El borde de la piscina
Diego en Gracias, Johan
jose antonio medrano en Gracias, Johan
Jorge Florido en Gracias, Johan
Javier en Gracias, Johan
Esteban en Gracias, Johan
Fran en Gracias, Johan
5contraelcalvo en Esperando a Zidane
Perikorro en Esperando a Zidane
Elaine Cristina en Casillas, el homenaje pendiente
Tomás Luis de Victoria en No, lo ponemos todo al centro
Tomás Luís de Victoria en Casillas, el homenaje pendiente
Lucas en Benzema FC
Carlos Antonio Suárez fornelino en Jugarse «nada»
Antonio Lopez Lobeto en Siete equipos para tres descensos
Víctor Raúl Valladares en El Real Madrid se queda solo
IÑAKI ASENSIO CALATAYUD en Ter Stegen, el portero de la T-10
José Ramón García en Ilusión en el nuevo White Hart Lane
JOSE ANTONIO FERNANDEZ PLAZA en Héctor del Mar, tal como éramos
Lucas en Oh, capitán
José Luis Heras en Usted tiene el faro roto
Juan J Rodriguez en Usted tiene el faro roto
Jairo Castillo en El Madrid de la triste figura
Rod en Au revoir
Cristian Galván en Motociclismo e hipocresía
Hassansudeim en La trampa perfecta
Juan De Dios Luna Cijanes en La trampa perfecta
Antonio Lopez Lobeto en Cuestión de fe
Martín Vallejo platero en Marcó Isco, ganó Zidane
Eliseo en Vuelve Zidane
Juan De Dios Luna Cijanes en La esperanza
Juan de Dios Luna Cijanes en La muerte del emperador
Maria Jose en Tropismo
María Jesús en Tropismo
Antonio Lopez Lobeto en El amor no siempre gana
SanEmeterio For Atle en Bienvenidos al espectáculo de minstrel
Elaine Cristina en El empate perfecto
Sergio Alberruche en Bienvenidos al mágico mundo de Oz
Sergio Alberruche en Bienvenidos al mágico mundo de Oz
Sergio Alberruche en La revancha perpetua
Antonio Lopez Lobeto en Al límite de la filosofía
Juan de Dios Luna Cijanes en La ley del mínimo esfuerzo
Antonio Lopez Lobeto en Milagro Kvitova
Carlos Leo Castellanos en Cristiano ya no va de farol
Marcos Da Silva en El tamaño importa (y mucho)
Antonio Lopez Lobeto en Promesas que todavía lo son
Gustavo Del río manzano en Quince años sin el mejor: Chava Jiménez
ROSA MARIA cuesta guerrero en A propósito de Laura
Irene García en Vidrio roto
AA - Rod en Vidrio roto
Juan Luna Cijanes en Solari y la teoría del melón
Antonio Lopez Lobeto en El valor de las palabras
Raúl Ávila en El traje de toda la vida
Miguel Morán en Godín es El Cid Campeador
Ricardo Moreno Castillo en La adolescencia duele
Aminie Filippi en La adolescencia duele
Miguel Angel Hidalgo Mena en Historia de un superviviente
Alfrez en Por los cojones
Paulino en Por los cojones
ROSA MARIA cuesta guerrero en La adolescencia duele
Luis Miguel en Y el presidente, ¿qué?
Oscar Redondo Callado en Tour 2019: Un espanto de recorrido
Santiago Peraza en A LA CONTRA, primer aniversario
Teddy Sagarrasantos@hotmail.com en Bienvenidos al mágico mundo de Oz
Conchita Minguez en Cinco apuntes para seis carreras